Biografía

Camino personal...

Empecé mi recorrido, a través de la búsqueda de la sanación y mi esencia, y de cerrar mis propias heridas. Empecé con las terapias energéticas a los 17 años.

Aprendí Reflexología podal y Aromaterapia, como una vía de sanación.

Años más tarde me inicié en  Reiki, ya que siempre había tuve alta sensibilidad, algo que me hacía vulnerable y empática. Fui una “niña Cristal”. Pero eso me dio el don de conectar con los demás desde el corazón y entender sus emociones.

Esa es una de mis premisas “ Tu debilidad es tu don”.

Ser un canal limpio es algo realmente crucial en mis sesiones.

Más tarde aprendí conectar con los Registros Akashicos, para canalizar la voz de mi alma, y guiarme desde mi propia conciencia. Gracias a esto, pude de conectar con "información" necesaria para mi evolución personal.

A lo largo de los años, he recorrido el camino del chamanismo con ceremonias, e iniciaciones. Animales de poder, La Rueda Medicinal Animal y las 7 direcciones (Lakota).

La Recuperación del alma, sanando las partes del alma que estaban fraccionadas.

Realicé mi primera búsqueda de visión... como antaño se hacía en las tribus nativas. Aunque enseguida me di cuenta de que no necesitaba transitar ese camino, sino que tan sólo necesitaba "recordar"…

Decidí retomar ese conocimiento para caminar mis propios pasos, y crear un sendero nuevo, conectado a la esencia original de mis propósitos de vida.

Como buena “Cristal” que soy, siempre estuve en conexión con la naturaleza, y eso me ha ayudado a desvelar mi esencia. Vivo en el bosque, y me siento parte de él.

Y los animales han sido grandes maestros en mi camino. Los gatos me ayudaron a reconocer mi sensibilidad, percepciones y fortaleza, a la vez.

Gracias a la "comunicación con al alma animal", he aprendido a conectar desde el corazón con otros seres. Y esto hizo caer muchos velos en mis ojos y alma. Los animales me han transmitido mucha sabiduría, son almas maestras.

Este fue el primer paso en la comunicación del alma, aunque fueron ellos los que  anunciarían mi siguiente paso en esa comunicación, con el alma humana.

Pero sin duda la mejor herramienta que he tenido, es estar en contacto con mi propia alma, sabiendo escucharla a través de mi intuición.

Descubrí las constelaciones familiares y sistémicas, gracias a la necesidad imperiosa de realizar un trabajo personal de sanación profunda en mi vida y mi linaje.

Y fue bastante liberador. Por eso reconozco esos puntos de encaje donde uno se haya enquistado, y acompaño a otros a seguir hacia delante en su proceso de evolución.

La conexión con mi inconsciente a través de los sueños, ya que desde pequeña fui una soñadora "lúcida"; ha sido también una ayuda, a través de mis guías, y mi experiencia de vida. Y ha sido un puente hacia otras realidades que me ha dado sabiduría interior.

Más tarde aprendí métodos de armonización de chakras, y comunicación con el alma humana; tal como los animales ya me habían anunciado, y casi sin darme cuenta ya estaba comunicando con otros seres desde la canalización.

El canal, una vez se abre, es una llave maestra que abre muchas puertas...

Y el alma es ese punto de unión entre todos los reinos y planos.

Humanos, animales, seres vegetales, seres cristalinos, seres espirituales.

“Cuando abres los ojos, ya no puedes dejar de ver...

Lo mismo sucede cuando escuchas tu alma”

 

-------------------------------------------------------------------------------------------------------

Formación Terapéutica:

- Reflexología podal

- Reiki N2

- Registros akáshicos N2

- Comunicación Animal

- Constelaciones familiares

- Viaje chamánico

- Acompañamiento de almas con aromaterapia

- Canto sanador e intuitivo

- Aromaterapia holística

- Guardiana del útero (MunayKi 13)

 

"Cada instante es una oportunidad, que me brinda el seguir aprendiendo de la vida..."

Todos somos maestros, todos somos aprendices.

 

 

fotografía: Débora Hervás